25 de Julio de 2018

Nuevo libro ‘Género en el Perú: nuevos enfoques, miradas interdisciplinarias’

Hace dos años, el profesor e investigador de la Universidad de Lima Wilson Hernández Breña se abocó a la tarea de reunir artículos con diversos enfoques respecto al tema del género. Así, obtuvo 15 textos que son resultado de investigaciones de profesionales consolidados, así como de tesis de maestría y doctorado, y los compiló en el libro Género en el Perú: nuevos enfoques, miradas interdisciplinarias.

El trabajo ha sido publicado por el Fondo Editorial de la Universidad de Lima en coedición con el Consorcio de Investigación Económica y Social (CIES) y se presentará en la XXIII Feria Internacional del Libro de Lima, el 30 de julio, a las 20.00 horas, en el Auditorio Clorinda Matto de Turner.

Este es el primer libro en nuestro país que reúne y analiza artículos científicos con base empírica, desde distintas disciplinas, acerca del género, y propone soluciones para consolidar una política pública más inclusiva.

¿Cómo ha sido trabajar este libro?
Ha sido un esfuerzo colaborativo con 15 artículos y más de 20 autores. Es un proceso que ha demorado casi 2 años para reunir y editar los textos. Los 15 artículos están basados en datos cualitativos o cuantitativos de campo y tratan el tema de género desde su particular perspectiva. Hay quienes aplicaron encuestas, armaron grupos focales, hicieron etnografías, analizaron expedientes judiciales, etcétera. Hay una diversidad de fuentes de información y enfoques en esta obra.

¿Por qué eligió este tema?
Porque no existía un libro que compilara investigaciones sobre género con dos características esenciales: con evidencia cualitativa o cuantitativa, es decir que demostrara que el problema sí existe, y que con base en eso se concluyeran diversas rutas para solucionar problemas. Este libro es importante, porque hablar de género es hablar de cómo construimos lo que somos, basados en distintas identidades. Hay una falta de comprensión respecto al género y sus implicancias en la vida cotidiana, así como una falta de interés por investigar el tema e introducir esta categoría en las investigaciones existentes.

¿Estos estudios pertenecen a un período específico?
No. Y ahí hay una continuidad importante. Tenemos artículos que han analizado la representación social de las mujeres en una revista de inicios del siglo XX, hasta investigaciones recientes que se basan en videos y canciones populares que tratan sobre los estereotipos que se construyen sobre las mujeres.

¿Qué tipo de profesionales han realizado las investigaciones?
Hay sociólogos, historiadores, antropólogos, comunicadores, economistas, psicólogos, etcétera. Todos ellos analizan el género desde distintos espacios. Por ejemplo, hay un artículo sobre la pobreza de tiempo de las mujeres, el cual cuantifica las horas que ellas invierten en realizar tareas del hogar, cosa que sus parejas no hacen, y, además, identifica los factores asociados a esa forma de pobreza. Asimismo, el libro incluye varias investigaciones etnográficas que presentan situaciones complejas, como la prostitución en Lima desde una visión no punitiva entre las prostitutas y los actores y el Estado. Hay otro artículo sobre el rol de la publicidad durante las campañas políticas de mujeres y hombres candidatos al Congreso de la República en los años de 1980. En este caso, se llegó a la conclusión de que la publicidad visibilizó a las mujeres, pero las ligó a una agenda muy conservadora.

¿Esta visión sobre las mujeres todavía se mantiene?
En varios campos, sí. Precisamente, el artículo “Las mujeres en la calle. Representaciones femeninas en el espacio público a través de la revista Variedades (Lima, 1908-1920)” menciona que hubo una visibilización fuerte de las mujeres en el espacio público, pero están siempre relegadas al espacio del hogar. Vamos a encontrar muchos cambios respecto de los tiempos modernos, pero también encontraremos un patrón de continuidad de este tipo en nuestros días.

Ahora se habla mucho del feminicidio, del machismo y otras temáticas que han empezado a hacerse notorias. ¿Incluye artículos de este corte?
Era imprescindible hacerlo. Hay un artículo que busca contabilizar mejor la violencia casi letal contra las mujeres y otro que estudia el uso de la fuerza en las violaciones sexuales a adolescentes. Además de estos temas fuertes, también hay otros de interés contemporáneo. El libro incluye un artículo sobre la representación de la feminidad en la cumbia, otro sobre las niñas y las tecnologías de la información, así como uno que estudia el efecto que la educación ha tenido en el embarazo adolescente en las últimas décadas.

¿Qué dice el autor respecto a ese tema?
El autor, Jorge Agüero, analiza tres décadas de información estadística y concluye que el efecto de tener más educación es cada vez más pequeño sobre la reducción de los embarazos adolescentes. Entonces ya no es tanto el educar, sino que hay otros factores que hacen que el embarazo adolescente persista.

Hoy en día, cuando se habla de enfoques de género, inevitablemente se relaciona el tema con la comunidad LGTB. ¿Qué aborda el libro al respecto?
La última sección de artículos aborda el tema. Se llama “Vulnerabilidad y acción desde lo LGTB”. Incluimos tres artículos, uno de ellos analiza la relación entre la heterosexualidad y la maternidad obligada, a partir del discurso de la heteronormatividad, que impone el rol de la mujer y su sexualidad. Otro de los artículos comenta las identidades transfemeninas en el Perú y busca mostrar cómo se va creando este contexto en la persona, desde los entornos familiares y sociales. Luego cerramos con el dragqueenismo limeño y la transformación de capitales, en el sentido de cómo usan los recursos que están a su alrededor (capital cultural, social y erótico en capital simbólico) y, a partir de eso, crean ciertas modalidades de prestigio y de ejercicio del propio dragqueenismo.

¿Qué objetivo persigue este libro?
Busca que, sobre esa confrontación que existe en el Perú por el tema de género, se entienda que sexo y género no son lo mismo y que el reconocimiento del enfoque de género abre herramientas de análisis y protección. A partir de esto se pueden crear políticas públicas nuevas que fomenten la inclusión. En el libro, diversos autores plantean rutas en este sentido.

¿Cuál es la diferencia entre la ideología de género y el enfoque de género?
La ideología de género se monta sobre una serie de prejuicios y, además, naturaliza las diferencias entre hombres y mujeres. Niega que existan distintas influencias que hacen que el género se construya socialmente a lo largo de la vida, la interacción, la exposición y la identidad. La ideología de género está ligada a una agenda conservadora, que busca imponer una forma de pensar que restringe derechos y libertades. En cambio, el enfoque de género busca reconocer que cualquiera es una persona, al margen de cómo piensa, cómo se viste y cómo interactúa con los demás. Busca proteger a las personas frente a las desigualdades.

Ahora que lo ligado a la comunidad LGTB está ganando espacios, ¿va ganando también más aceptación o nada ha cambiado?
Ahora los grupos LGTB son mucho más visibles, e incluso hay legislación que los protege. Sin embargo, luego de estudiar este campo, te das cuenta de que sigue siendo un espacio tan grande de vulnerabilidad que el mismo Congreso de la República ha generado. Necesitamos más personas y activistas analizando los problemas que enfrenta la comunidad LGTB. Por eso buscamos relevar temas particulares para hacer de esto una conversación mucho más natural entre los grupos de personas que no están expuestos a estos asuntos. Queremos que sea más normal hablar sobre estos temas.

De todo lo que ha revisado en este libro, ¿qué es lo que más ha llamado su atención?
La pobreza del tiempo. A pesar de que se sabe que las mujeres tienen mayor pobreza de tiempo, producto de una división sexual del trabajo en el hogar que las desfavorece, me siguen impresionando las cifras que sustentan esto. Las mujeres siempre cargan con mayor cantidad de horas de trabajo en el hogar y eso las limita para estudiar o para desarrollarse personalmente.

¿Cuál ha sido el filtro para la elección de los artículos?
Los 15 artículos han pasado por una revisión ciega. Es decir, se los envía a 2 expertos básicamente internacionales para que los revisen. Ellos no saben quiénes son los autores y los autores tampoco saben quiénes son los revisores. Nos hemos asegurado de que todos los textos tengan idas y venidas, sugerencias y correcciones. Los textos han sido elegidos por su calidad y podemos decir que este es un libro único. En el momento actual, discutir sobre género se ha vuelto no solo necesario, sino un campo de batalla que requiere ir mucho más allá de posicionamientos teóricos, pues no son suficientes para evidenciar vulnerabilidades, posiciones de dominación y afectaciones, que muchas veces se conocen, pero no se documentan o se ignoran. Por ello, es una necesidad generar evidencia para respaldar o evaluar varias teorías, sobre todo porque cada vez con más frecuencia las políticas públicas exigen partir de hechos demostrados para crear proyectos, atender pedidos y extensiones presupuestales, o incluso convencer a determinados actores públicos y políticos de que el problema existe, continúa y es grave. El Ministerio de Economía y Finanzas se mueve con evidencia y este libro la provee en diversos campos.